Embutido vegano: Pechuga de pavo

+ DE MIS POSTS

Formada como Dietista, certificada como Experta en Nutrición a Base de Plantas & Chef. Me inquieta la sostenibilidad y el bienestar del planeta. Tengo la idea de que cambiar el mundo, depende de nosotros.

Carne parece, carne no es, es saludable y sabroso también. Esa es la mejor manera de describir este increíble embutido de pechuga de pavo vegana. Aunque en esta oportunidad la receta no es mía, fue desarrollada por Kate, creadora del blog 86Eats.com. Su blog es en inglés, así que si manejas el idioma te recomiendo ¡ampliamente! echar un ojito a sus recetas, particularmente las de embutidos (deli meats) están ¡impresionantes!

Aquí abajo te dejo el vídeo con el paso a paso, donde te cuento algunas cositas sobre nutrición y además te doy la receta para preparar el sazonador de pollo que usamos para este embutido vegano.

CategoríaPlatosDificultadIntermedio

Productos1 Serving
Tiempo de preparación10 minsTiempo de cocción1 hrTiempo Total1 hr 10 mins

 400 grs de Tofu firme o extra firme
 1 taza de gluten de trigo
 1 taza de agua
 ¼ taza de levadura nutricional
 2 CDA de maizena
 2 cdta de cebolla en polvo
 2 cdta de ajo en polvo
 ½ cdta de tomillo seco
 1 cdta de romero seco
 1 CDA de caldo de no-pollo vegano en polvo
 1 cdta de humo líquido
 Sazonador de carne o de pollo en polvo o la mezcla de tu preferencia

1

Precalienta el horno a 175°C.

2

Si usas un tofu que no sea extra firme: primero tendrás que presionarlo para eliminar la mayor cantidad de líquido posible. Te recomiendo colocarlo sobre un colador, poner un plato y encima y poner algo de peso para que te quede un tofu firme, así como el de la imagen.

3

Rompe el tofu y colócalo en tu procesador de alimentos y procesa durante un minuto hasta que el tofu se rompa completamente.

4

Agrega el resto de los ingredientes, menos el agua, y procesa por unos segundos.

5

Ve añadiendo el agua poco a poco a medida que vas procesando, puede que no necesites añadir toda el agua. La idea es que te quede una masa homogénea, suave y manejable que forme una bola. Deja que el procesador amase por un par de minutos.

6

Una vez que tengas una masa suave pero firme, retírala del procesador de alimentos y colócala sobre la encimera limpia. Amasa con las manos durante un minuto, y luego forma una especie de hogaza o bloque de forma ovalada.

7

Corta un trozo de papel de aluminio lo suficientemente grande como para cubrir la masa, barniza con un poquito de aceite de oliva y espolvorea el sazonador de tu elección.

8

Coloca la masa sobre las especias y enróllalo. Si ves que queda algun huequito sin cubrir, espolvoréalo con más sazonador. La idea es cubrir la masa por completo para luego envolverla en el papel de aluminio.

9

Coloca en una bandeja para horno y hornea por unos 30 minutos. Ahora, con mucho cuidado de no quemarte, abre el papel de aluminio y hornea durante otros 30 - 40 minutos.

10

Deja enfriar a temperatura ambiente.

11

Cierra nuevamente el papel aluminio y guarda en la nevera durante varias horas. Este paso es necesario para conseguir una textura firme y rebanable, así que trata de contener las ansías y espera un poquito más.

Ingredientes

 400 grs de Tofu firme o extra firme
 1 taza de gluten de trigo
 1 taza de agua
 ¼ taza de levadura nutricional
 2 CDA de maizena
 2 cdta de cebolla en polvo
 2 cdta de ajo en polvo
 ½ cdta de tomillo seco
 1 cdta de romero seco
 1 CDA de caldo de no-pollo vegano en polvo
 1 cdta de humo líquido
 Sazonador de carne o de pollo en polvo o la mezcla de tu preferencia

Instrucciones

1

Precalienta el horno a 175°C.

2

Si usas un tofu que no sea extra firme: primero tendrás que presionarlo para eliminar la mayor cantidad de líquido posible. Te recomiendo colocarlo sobre un colador, poner un plato y encima y poner algo de peso para que te quede un tofu firme, así como el de la imagen.

3

Rompe el tofu y colócalo en tu procesador de alimentos y procesa durante un minuto hasta que el tofu se rompa completamente.

4

Agrega el resto de los ingredientes, menos el agua, y procesa por unos segundos.

5

Ve añadiendo el agua poco a poco a medida que vas procesando, puede que no necesites añadir toda el agua. La idea es que te quede una masa homogénea, suave y manejable que forme una bola. Deja que el procesador amase por un par de minutos.

6

Una vez que tengas una masa suave pero firme, retírala del procesador de alimentos y colócala sobre la encimera limpia. Amasa con las manos durante un minuto, y luego forma una especie de hogaza o bloque de forma ovalada.

7

Corta un trozo de papel de aluminio lo suficientemente grande como para cubrir la masa, barniza con un poquito de aceite de oliva y espolvorea el sazonador de tu elección.

8

Coloca la masa sobre las especias y enróllalo. Si ves que queda algun huequito sin cubrir, espolvoréalo con más sazonador. La idea es cubrir la masa por completo para luego envolverla en el papel de aluminio.

9

Coloca en una bandeja para horno y hornea por unos 30 minutos. Ahora, con mucho cuidado de no quemarte, abre el papel de aluminio y hornea durante otros 30 - 40 minutos.

10

Deja enfriar a temperatura ambiente.

11

Cierra nuevamente el papel aluminio y guarda en la nevera durante varias horas. Este paso es necesario para conseguir una textura firme y rebanable, así que trata de contener las ansías y espera un poquito más.

Embutido vegano: Pechuga de pavo

¿Cómo servir esté embutido vegano?

Corta rebanadas finas, bien sea con una mandolina o un cuchillo bien afilado. Puedes usarlo como relleno para un sandwich o para arepas. También puedes servir como acompañamiento en un plato principal, simplemente asegúrate a hacerle una salsita o guiso de verduras con el cual servir. Las posibilidades son ¡infinitas!

Nosotros sin duda lo haremos para Acción de Gracias, acompañando con salsa Gravy de champiñones y la salsa de frutos rojos y naranja, ambas recetas están en mi eBook: “Festín de Plantas”.

Salsa Gravy de champiñones, receta de mi ebook “Festín de Plantas” Nutririana

¿Cómo guardar y cuánto dura?

Para evitar que se seque o se humedezca, lo aconsejable es guardar en papel de aluminio o en un recipiente de vidrio, y lo mejor de todo es que es apta para congelar, tanto entera como rebanada.

Yo ya he preparado varias veces esta pechuga de pavo vegana, y lo máximo que he logrado que nos dure han sido ¡3 días! Y no es es porque se dañe sino que realmente está ¡tan rica! que es muy fácil acabarla en un sola sentada. Aunque según comenta Kate de 86Eats, aguanta hasta 10 días. ¡Buena suerte haciendo que dure tanto! jajaja

(Visited 380 times, 382 visits today)
+ DE MIS POSTS

Formada como Dietista, certificada como Experta en Nutrición a Base de Plantas & Chef. Me inquieta la sostenibilidad y el bienestar del planeta. Tengo la idea de que cambiar el mundo, depende de nosotros.

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *